¡QUE NO OS SEPAREN! - Riesgos para la madre de un uso inapropiado y excesivo de la cesárea

Riesgos para la madre de un uso inapropiado y excesivo de la cesárea


"las complicaciones infecciosas son mucho más numerosas y graves que en el parto por vía vaginal, y que en ciertas ocasiones obligan a terapéuticas muy agresivas
(histerectomías, etc.), con una morbimortalidad materna alta, aún a pesar de la gloriosa era de antibióticos en que vivimos. No es raro que se deba transfundir a una paciente, con un porcentaje que varía del 1 al 6%, con las complicaciones que ello puede acarrear. Ha de hacerse hincapié en que es una intervención que sangra, y que este sangrado está directamente relacionado con la habilidad del cirujano. Por lo tanto, este punto, de capital importancia, pocas veces se reseña o se palia con medidas adecuadas (tutoría efectiva por parte de un senior). En no pocas ocasiones, fruto muchas veces de la indeseable rapidez, se lesionan otras estructuras vecinas, con sus inevitables secuelas o consecuencias. Además, con frecuencia se presentan episodios, muchas veces transitorios, de íleo paralítico, hecho realmente raro en el parto por vía vaginal (...)". Programa de Actualización en Ginecología y Obstetricia. Sociedad Española de Ginecologia y Obstetricia. Estrategia para disminuir las cesáreas. Dr. Cabero

Para la madre, los riesgos asociados a la cesárea son importantes. Las mujeres corren un riesgo de 5-7 veces mayor con una cesárea en comparación con un parto vaginal[44, 45]. Las complicaciones durante y después de la cirugía incluyen: lesión a la vejiga, útero y vasos sanguíneos (2%), hemorragia, accidentes anestésicos, coágulos en miembros inferiores(6-20 por mil), embolismo pulmonar(1-2 por mil), intestino paralizado(10 a 20/100 ligero,1/100 severo)[46], e infecciones (50 veces más común)[47].

Una de cada catorce mujeres aún tienen dolor
seis meses después de una cesárea.
Es más facil que desarrolle depresión postparto
o síndrome de estrés postraumático.


El bebé está preparado solo para encontrarse contigo al nacer.
Abrazarle os ayudará a superar las dificultades.

Una de cada diez mujeres tiene dificultad para realizar actividades normales dos meses después del nacimiento[48], y una de cuatro sufre dolor en el sitio de la incisión como un problema mayor. Seis meses después de una cesárea, una de cada catorce mujeres aún tienen dolor[42]. Hay el doble de posibilidad de ser re-hospitalizado después de una cesárea que de un parto vaginal[49].

En el plano emocional, es más fácil que la madre experimente emociones negativas, como la baja autoestima, la sensación de haber fallado, perdida de control y desconcierto. Puede desarrollar depresión postparto o síndrome de estrés postraumático[42, 50-52]. Algunas madres expresan sentimientos de temor o ansiedad acerca de su cesárea hasta durante los cinco años posteriores y están menos dispuestas para tomar la decisión de un nuevo embarazo[53].

 

 

44. Hall, M. (1990) Commentary: confidential enquiry into maternal death. Br J Obst Et Gynaecol. 97, 752-3.
45. Schuitemaker, N. and et al. (1997) Maternal mortality after cesarean in The Netherlands. Acta Obstet Gynecol Scand. 76(4), 332-4.
46. Shearer, E. (1993) Cesarean secion: medical benefits and costs. Soc Sci Med. 37(10), 1223-31.
47. Ammerican College of Obstetricians and Gynecologist (ACOG). (2000) Evaluation of Cesarean Delivery.
48. Miovich, S. and et al. (1994) Major concerns of women after cesarean delivery. J Obstet Gynecol Neonatal Nurs. 23(1), 53-9.
need to know.
49. Lydon-RocheIle, M. and et al. (2000) Association between method of delivery and maternal rehospitalization. JAMA. 283, 2411-6.
50. Lydon-RocheIle, M., V. Holt, and D. Martin. (2001) Delivery method and self-reported postpartum general health status among primiparous women. Paediatric Perinatal Epidemiology. 15, 232-40.
51. Mutryn, C. (1993) Psychosocial impact of cesarean section on the family: a literature review. Soc Sci Med. 37(10), 1271-81.
52. Soet, J., G. Brack, and C. Dilorio. (2003) Prevalence and predictors of women's experience of psychological trauma during childbirth. Birth. 30(1), 36-46.
53. Jolly, J., J. Walker, and K. Bhabra. (1999) Subsequent obstetric performance related to primary mode of delivery. Br J Obstet Gynaecol. 106(3), 227-32.

Volver